Designed by Domingo
                                     Los temas pictóricos de LUIS FILCER












Luis vive pintando, ha recorrido infinidad de temáticas, siempre con la intención de  
mostrar con la obra sus inconformidades, sus gozos y la filosofía que posee de la vida.  
Desde siempre le ha preocupado la gente desposeída, los problemas a los que se enfrentan,  
sus costumbres y existencia diaria.  Por ello ha pintado varias series de cuadros con temas  
que resaltan la vida de los mineros de Guanajuato, los campesinos y sus problemas de  
cultivo, la injusticia como concepto, y el valor humano que ha abordado con toda  
maestría a través de la figura y obra literaria de "El proceso" de Kafka.

Se ha acercado a criticar profundamente el militarismo, condecorándolo por las muertes  
que provoca, y mostrando las injusticias que los militares cometen.  Después realizó una  
interesantísima serie de los compartimientos de un tren, en la que para Luis, los vagones  
son una especie de eslabones de la vida donde vamos todos, donde se conjuntan los  
opuestos. Con estas ideas elaboró alrededor de 40 cuadros, cada uno mostrando un vagón  
en el que viajan juntos: los genios y la fantasía, porque la creatividad necesita de la  
fantasía para surgir y manifestarse. En otro vagón viajan la vida y la muerte;  en otro  
más, la vejez y la juventud y así, Luis muestra su punto de vista de la vida, viajando en un  
tren en el que vamos todos.


Cerca de este tema está también el del metro de Nueva York. Aquí sus cuadros aluden a  
toda la humanidad junta viajando en un vagón del metro, a todas las razas, clases  
sociales, adentro de un solo vagón de este transporte subterráneo.  Alude también a la  
soledad e incomunicación que existe a pesar de que todos están en el mismo sitio, pero  
cada quien en su propio mundo y con sus propios pensamientos.













Los espejos fue otra serie más que Luis pintó hace algún tiempo.  Aquí su tesis plantea que  
el hombre, al reflejarse en el espejo, se mira distinto de lo que es, se mira como se quisiera  
ver, siendo el espejo el reflejo de sus deseos, sus frustraciones o sus ideales.  Y me  
pregunto: ¿cuántas veces alguno de nosotros se ha mirado al espejo sin reconocerse ?....

Otro tema más en la obra de Luis han sido  las ventanas. Inspirado en las calles de  
Ámsterdam, Luis pinto una serie de ventanas donde se exhiben las mujeres de la vida  
ligera, sus sufrimientos y sus contrastes con el mundo que las rodea.  De aquí y por haber  
viajado a Brasil, Luis realiza una serie de dibujos y cuadros sobre el carnaval, plasmando  
en cada obra, la alegría, el movimiento, el frenetismo y la mascarada en la que la gente  
vive cuando festeja esta fiesta eufórica. Las calles, los rostros, los atuendos, todo con un  
colorido extraordinario donde Luis capta y nos transmite la locura carnavalesca del cono  
sur de nuestro continente.

La verdad es otra más de sus temáticas. Ese valor humano del que tanto se habla pero  
pocas veces está presente en las vidas de los hombres. La verdad como cada quien la  
entiende, las verdades irrefutables como son el nacer y morir, la verdad representada  
como una mujer hermosa que camina entre la mascarada de seres humanos. Mujer-
verdad que es joven y que con el tiempo envejece y se deforma. Pues la verdad cambia  
como cambian los hombres, como cambian sus ideas, sus costumbres y valores. La  
verdad que nace cuando la mentira muere, la verdad de cada quien y la verdad de todos.

Luis Filcer goza infinitamente el dibujo con el que siente que vierte a plenitud toda su  
espontaneidad y lo genuino que habita en su corazón. Cada línea, cada tonalidad  
plasmada sobre el papel, es el cuchillo con que hace una especie de corte, rebanando el  
mundo que lo rodea. Su pintura es igual, aunque la experiencia del color es distinta. El  
color surge de acuerdo a su estado de ánimo y se da según los temas que aborda. Y en  
cuanto a las técnicas, se inclina por el acrílico más que por el óleo.  Goza también al crear  
a través del grabado, la litografía y la serigrafía. En fin, Luis Filcer es un artista que  
plasma la vida con el movimiento y dinamismo de la realidad que todos compartimos.  
Cada uno de sus cuadros y dibujos son una especie de locura que vale la pena admirar. Si  
no en un muro de nuestras casas, al menos en sus exposiciones.


                                                                                                                   Andrea Montiel

                                                                                                                 Revista Emet 1988
Andrea Montiel Rimoch
Andrea Montiel Rimoch
Taller Tinta Libre
Biografías
Eventos
Colaboraciones
Page by Domingo