Designed by Domingo
HELLEN SACAL/ ANDREA MONTIEL
   óleos  / poemas
ÁNIMA MISTERIOSA

intentas mirar la luz
que el ojo creador refleja
y
te preguntas:
¿por qué soy pasajera?
ni la noche
ni las llamas
ni aquel polvo
ni este aire
responden.
ESFINGE

sin modestia
que brillas con tu luz
entre los frutos del placer
de una tarde en llamas.
Tu cuerpo sin fronteras
y sus gestos hechos de aire
hallaron el camino
en la poesía interminable
del espacio.
MUJER PÉTALO

corazón llama y ventana
tú modelas los sueños a tu antojo
y el amor te habita
el amor
uno de los más bellos inventos
inventándonos.
ÁNIMA CORONADA DE FLORES

callada te detienes
en la mitad de tiempo en que los otros duermen
y conjugan su soledad con la noche.
Es entonces que observas
esa magia de existir
donde todo sueño
parece acomodarse.
ÁNIMA DEL OTOÑO

tú siempre habitas los sitios
donde el viento silba
acaricia ventanas
portezuelas sin número
y se introduce en las estancias
en cada rincón desocupado
y al oído te susurra:
-a veces los sueños son farsa
donde se esconden todos-
HORACIO TAMBIÉN SUEÑA

con la mirada fija en el vacío
el cuerpo suspendido entre la noche
su sueño en el espacio emprende vuelos
se hunde y rastrea profundidades
se ahoga y sale a flote
su sueño engendro de esperanzas
compañero.
DONCELLA DE LOS CAMPOS

que hablas con la hojarasca
de las huellas y las  brisas
y recuerdas la infancia
con que tus ojos miraban.
Desde que eras niña miraban
acariciando los largos y esbeltos pasos
de una lluvia lejana
lluvia sin nombre.
MI CORAZÓN AL ROJO VIVO

copa de sangre
flor de viento
le duele adentro porque vive
anudado en el polvo
entre la desnudez del silencio
sin conocer otra manera de existir
sino en la tierra y sus destrozos.
MUJER LUNA

que sales a brillar de noche
y con tus ojos inventas estrellas
vigilias en búsqueda de rumbo
insomnios corriendo tras la luz
donde se invaden todos
los firmamentos consanguíneos.
DE LUZ Y SOMBRAS

está hecho nuestro rostro
de un turbio velo que cifra
pasos con deudas
y a puerta cerrada en él somos inquilinos
cárceles de nosotros mismos
donde liberamos soledad
y con ella podremos escoger
entre un idioma que termine acallándonos
DONCELLAS DE ROSTRO CONFUNDIDO

entre la luz del día
y las espirales de la noche.
Doncellas oscuridad y sol
donde aparece la aurora
y la esperanza se prolonga.
LA DONCELLA DORMIDA

cincela arenas
escudriña en sus deseos
esculpe noches y mañanas
sale a cazar estrellas
y escala el nombre del amor
en el silencio.
Andrea Montiel Rimoch
Andrea Montiel Rimoch
Taller Tinta Libre
Biografías
Eventos
Colaboraciones
Page by Domingo